Los indígenas Guanes habitaron la zona y algunos de sus vestigios se encuentran en el museo Paleontológico y Arqueológico de Guane. Más de 10.000 de fósiles marinos algunos de más de 60 millones de años de antigüedad y la cerámica, fruto del Ingenio natural de los indígenas, vasijas y elementos de culto y trabajo de la cultura Guane.

Negociaban sus productos agrícolas y sus tejidos por el oro y la sal de los Muiscas, con los que se comunicaban por medio del rio Suarez.

En la restaurada arquitectura colonial del templo se venera a Santa Lucía. Es un pueblo detenido en el tiempo, situado en medio de una exuberante montaña Santandereana arriba del cañón del río Suárez y al frente de la Cordillera de los Yariguíes. Su temperatura media es de 25° en clima seco y distanciado de Barichara por nueve kilómetros de carretera.

A dos horas a pie o a caballo por el camino real de 5.5 Kilómetros, llegará por el camino de herradura entre el campo donde posiblemente avisara aves y mariposas. En veinte minutos en carro puede regresar a Barichara por una carretera en buen estado.